Login
Fotos e imágenes
María y el Papa


Tema del Día




Continuamos con la catequesis sobre la Virgen María, para repasar y confirmar nuestros conocimientos sobre nuestra Madre.


La Virgen Santísima, por privilegio singularísimo, fue concebida sin pecado original, es decir, que sólo Ella no contrajo el pecado que todos tenemos heredado de nuestros primeros padres.

Fue definido como dogma de fe por el papa Pío IX en el año 1854.

La Sagrada Escritura lo dice de forma velada en el Nuevo Testamento en el momento de la anunciación del ángel Gabriel, cuando la llama “llena de gracia”. Si María hubiera tenido algún pecado, aunque solo fuera el pecado original, no hubiera sido llena de gracia.

María no tuvo ni pudo tener nunca la más ligera mancha de pecado. Nunca pecó porque su dignidad de Madre de Dios exigía que Ella estuviera siempre llena de gracia. Ella es el fruto más precioso de la Redención de Cristo. A Ella la redimió con redención preventiva, es decir, no dejándola caer en ninguna clase de pecado y mantenerse así llena de gracia. Esta es la mejor redención porque es mejor sostenerlo a uno para que no caiga que levantarlo después de haber caído.

Por los méritos previstos de Jesucristo especialmente en su pasión y muerte fueron vistos y tenidos en cuenta por Dios aun antes de su muerte y por ellos libró a María del pecado y la hizo Inmaculada en su Concepción.

   


Descargar
 
María y los Santos
     
Enlaces   |   Libro de visitas   |   Contacto   |   Sugerencias   |     |  
Créditos